Inicio » Autores, Caracas, Estados de Venezuela, González Ordosgoitti Enrique Alí, Historia, Religión, Religiones y Religiosidades Populares, Teología, Venezuela » Visión sociológica, fenomenológica y antropológica de la Virgen María. Ciclo Eortológico (Primera Parte).

Visión sociológica, fenomenológica y antropológica de la Virgen María. Ciclo Eortológico (Primera Parte).

Cristiana-Ortodoxa-María

Cristiana-Ortodoxa-María

Universidad Católica Andrés Bello (UCAB).

Facultad de Teología-ITER.

Comisión de Postgrado.

Diplomado de Estudios Avanzados en Teología.

II Jornada de Reflexión Teológica: Visión Antropológica y Teológica de la Virgen María.

 

Visión sociológica, fenomenológica y antropológica de la Virgen María.

Ciclo Eortológico (Primera Parte).

Enrique Alí González Ordosgoitti.

(Sociólogo, Doctor en Ciencias Sociales, Profesor Titular de la UCV, de la Facultad de Teología de la UCAB, del Instituto de Teología para Religiosos-ITER y de la SVAJ, Coordinador del Sistema de Líneas de Investigación (SiLI) sobre Sociología, Cultura, Historia, Etnia, Religión y Territorio en América Latina La Grande y Coordinador General desde 1991 de la ONG Centro de Investigaciones Socioculturales de Venezuela-CISCUVE, ciscuve.org/web; ciscuve@gmail.com; @ciscuve, ciscuve-Facebook)

 

(Publicada en: Revista de Teología del ITER (Instituto de Teología para Religiosos), Facultad de Teología de la UCAB (Venezuela) 39: 41-64, enero-abril 2006)

 

 

Resumen.

          Para demostrar la importancia del tema de la Virgen María en la dinámica societal caraqueña, me valdré de cuatro investigaciones realizadas entre los años 90 hasta el 2002, de los cuales extraeremos las cifras relacionadas con las Fiestas. Definimos la Fiesta: como la principal manera en que se manifiesta el tiempo social extraordinario previsible en toda sociedad. Logramos demostrar no sólo la complejidad del hecho festivo, sino también que la Fiesta constituye uno de los principales momentos en que se ponen en juego todas las energías de un cuerpo societal concreto. Incluso en temas como el de la identidad cultural, es posible afirmar que el grado de identidad de una comunidad consigo misma se mide de acuerdo al número de fiestas colectivas que realiza. Además, desde el punto de vista económico, los calendarios festivos constituyen una de las principales redes para explicar el consumo en cualquier sociedad. Por lo tanto, al hablar de Fiestas no lo estamos haciendo sobre un tema que pueda lucir simplemente anecdótico, sino sobre una de las principales actividades de cualquier sociedad y al destacar que las más numerosas de las mismas son las dedicadas a la Virgen María, ya estamos señalando un elemento fundamental de la sociedad caraqueña.

Palabras Clave. Virgen María. Fiestas Religiosas Populares. Eortología. Religión Popular.

 

Índice.

I.-Importancia sociológica del tema Mariológico en Caracas.

I.1.-Sobre 2841 Fiestas.

I.2.-Las 1763 Fiestas Religiosas frente a las 2841.

I.3.-Las 1763 Fiestas Religiosas y su distribución interna.

I.4.-Las 1502 Fiestas Católicas y la Virgen.

I.5.-Las 537 Fiestas a las 35 Advocaciones de la Virgen.

I.6.-Las seis Advocaciones de la Virgen más celebradas.

Recapitulando.

 

II.-¿Desde cuándo es importante la celebración de Fiestas en Honor de la Virgen María en la Iglesia Católica?

II.1.-Ciclo Eortológico de la Virgen María durante los siglos XVII-XX.

II.2.-Ciclo Eortológico Mariano después de la Reforma Litúrgica.

II.3.-Paralelismo de los ciclos Mariológico y Cristológico.

II.4.-Relación del ciclo eortológico Mariano y el Año Litúrgico.

II.5.-Las Advocaciones debidas al lugar de aparición y su reconocimiento oficial.

 

Cuadros.

Cuadro N.1.-Total de Fiestas No-Religiosas y Religiosas en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios.

Cuadro N.2.-1763 Fiestas Religiosas por Confesiones y su relación porcentual con el total de 2841 Fiestas del Área Metropolitana de Caracas y de tres Barrios.

Cuadro N.3.-1763 Fiestas Religiosas por Confesiones en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios.

Cuadro N.4.-1502 Fiestas Cristiano Católicas en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios.

Cuadro N.5.-537 Fiestas en Honor a 35 Advocaciones de la Virgen María, en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios.

Cuadro N.6.-Principales Fiestas en Honor a la Virgen María, en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios.

Cuadro N.7.-Ciclo Eortológico de la Virgen María hasta el siglo XIII.

Cuadro N.8.-Ciclo Eortológico de la Virgen María en el siglo XIV.

Cuadro N.9.-Ciclo Eortológico de la Virgen María desde el siglo XVII-XX (antes del Concilio Vaticano II).

Cuadro N.10.-Ciclo Eortológico de la Virgen María según los tipos eclesiásticos, después de la Reforma Litúrgica del Calendario Romano de 1969.

Cuadro N.11.-Ciclo Eortológico de la Virgen María según año calendario, después de la Reforma Litúrgica del Calendario Romano de 1969.

Cuadro N.12.-Paralelismo de los Ciclos Mariológico y Cristológico.

Cuadro N.13.-Relación del Ciclo Eortológico de la Virgen María con el Año Litúrgico Oficial.

Cuadro N.14.-Apariciones de la Virgen María durante los siglos XIX y XX, reconocidas y/o rechazadas por la Iglesia.

Bibliografía.

 

 

 

          Quisiera comenzar por agradecer a los organizadores de estas Segundas Jornadas Teológicas del Postgrado en Teología, por haber tenido la gentileza de invitarme como ponente. En lo personal constituye un reto hablar sobre la Virgen María, tema ampliamente estudiado por la teología cristiana, tanto que hasta ha dado origen a una disciplina teológica que es la Mariología, de la cual mi ilustre compañero de panel, el Dr. Félix Palazzi, es un consumado especialista, lo cual hace que deba cuidar mucho las afirmaciones que realice en esta ocasión.

 

          Por lo tanto considero un buen inicio el que explicite lo más claramente posible desde qué lugar existencial y profesional voy a hablar de la Virgen María, siguiendo el consejo del Ilustre Historiador venezolano, laico comprometido, Don Mario Briceño Iragorry, quien decía que tal explicación por parte de un autor, era un servicio obligatorio que había de hacérsele a los lectores o al público escucha como el de este auditorio.

          Pues bien soy un católico cristocéntrico y trinitario, de los llamados laicos entrometidos, científico social y sin ninguna formación teológica. Por lo que el análisis que voy a efectuar sobre la Virgen María lo haré desde posturas sociológicas, antropológicas, históricas y fenomenológicas.

 

I.-Importancia sociológica del tema Mariológico en Caracas.

          Utilizaremos la visión sociológica para demostrar la importancia del tema mariológico para la dinámica cultural y religiosa de la Venezuela actual, especialmente del Área Metropolitana de Caracas, con el fin de que pueda servir de justificación, de porque se aborda un tema como  el de la Virgen María en momentos ciertos de crisis, mientras seguramente a otros investigadores de lo social, podría parecerles un tema no pertinente.

 

          Para demostrar la importancia del tema de la Virgen María en la dinámica societal caraqueña, me valdré de cuatro investigaciones realizadas entre los años 90 hasta el 2002. En primer lugar a una investigación que nos contrató FUNDARTE en 1990 y que fue publicada en 1992 con el título de: “Calendario de Manifestaciones Culturales de Caracas. 2201 Fiestas Caraqueñas[1]”. Para esta investigación me tocó coordinar un equipo en el cual estaban las Profesoras Moraiba Pozo y Silvia Gómez, la Licenciada en Educación Ronit Yecutieli y el Br. Efraín Valenzuela. Logramos recopilar información acerca de 2201 Fiestas que se realizan contemporáneamente en la ciudad de Caracas, algunos detalles de la misma, especialmente en lo que concierne a las Fiestas dedicadas a la Virgen las traeremos a colación posteriormente.

 

          Los otros tres trabajos se refieren al Censo socio-religioso-cultural realizado en tres Barrios de Caracas (Isaías Medina Angarita de Catia, Las Minitas y Santa Cruz del Este en Baruta), efectuado entre los años 1998-2002, en el marco de la Licenciatura-Maestría en Teología Pastoral en el ITER y el cual sirvió para la elaboración de tres Trabajos de Grado para obtener los títulos de Licenciados Eclesiásticos en Teología Pastoral, por la Universidad Pontificia Salesiana de Roma, los cuales fueron recibidos por los Sacerdotes David Rodríguez[2] (Eudista), Gustavo Carrillo[3] (Salvatoriano) y José Antonio Sabino[4] (Eudista). Estos trabajos lamentablemente no están publicados, pero pueden ser consultados en la Biblioteca del ITER.

De los cuatro trabajos extraeremos las cifras relacionadas con las Fiestas, que si bien el primero versaba sólo sobre ese tema, los tres restantes aluden a un censo socio-religioso-cultural en el cual las fiestas son sólo una parte. Definimos la Fiesta en nuestra Tesis Doctoral[5]: como la principal manera en que se manifiesta el tiempo social extraordinario previsible en toda sociedad. En dicha Tesis logramos demostrar no sólo la complejidad del hecho festivo, sino también que la Fiesta constituye uno de los principales momentos en que se ponen en juego todas las energías de un cuerpo societal concreto. Incluso en temas como el de la identidad cultural, es posible afirmar que el grado de identidad de una comunidad consigo misma se mide de acuerdo al número de fiestas colectivas que realiza. Incluso, desde el punto de vista económico, los calendarios festivos constituyen una de las principales redes para explicar el consumo en cualquier sociedad. Por lo tanto, al hablar de Fiestas no lo estamos haciendo sobre un tema que pueda lucir simplemente anecdótico, sino sobre una de las principales actividades de cualquier sociedad.

 

          El Calendario Festivo de alcance nacional con mayor número de fiestas, el de la extinta CONAHOTU, señalaba 302 Fiestas para toda Venezuela y sólo seis para Caracas Tales cifras son absolutamente ridículas, pues las cifras reales pueden ser cerca de 200.000 (doscientos mil), como puede cotejarse en mi Tesis Doctoral. Pero en lo que me voy a detener es que, mientras dicho Calendario afirmaba que en Caracas se producían sólo 6 Fiestas, en el Calendario que nos publicó FUNDARTE[6] ya mostrábamos al menos 2.201 (dos mil doscientos una).

 

          A esa cifra de 2201, les vamos a sumar las censadas en el Barrio Santa Cruz, Baruta (170), Barrio Isaías Medina Angarita, Catia (394) y Barrio Las Minitas, Baruta (76), para un total de 2841 Fiestas a ser consideradas (ver Cuadro N.1). Es adecuado señalar que ninguna Fiesta está repetida, todas representan una sola unidad. Igualmente quisiéramos señalar que las Fiestas del Calendario de FUNDARTE se realizan en los cinco Municipios del Área Metropolitana de Caracas, especialmente de manera que el gran público las percibe por efectuarse fundamentalmente en los sitios mejor urbanizados de nuestra capital, mientras que las otras Fiestas se dan exclusivamente en los tres barrios censados.

 

I.1.-Sobre 2841 Fiestas.

          En el Cuadro N.1 hemos totalizado las Fiestas de las cuatro investigaciones consideradas y las hemos dividido en dos categorías: las Fiestas No-Religiosas y las Fiestas Religiosas. Del total de 2.841 Fiestas, 1.078 (37,9%) son No-Religiosas, mientras 1763 (62%) son Fiestas Religiosas, lo cual ya nos dice la importancia que sigue teniendo el elemento religioso en la dinámica festiva caraqueña. Sabiendo que estamos utilizando dos escalas distintas de datos; una urbana y otra local (barrio), vale la pena señalar que el carácter mayoritario de las Fiestas Religiosas se mantiene en ambos ámbitos aunque de manera desigual por supuesto: 55,7% en el Área Metropolitana, 56,5% en Las Minitas, 74,7% en Santa Cruz y el máximo de 92,6% de Fiestas Religiosas en Isaías Medina Angarita, Catia. Es decir en los cuatro lugares escogidos se mantiene la constante del predominio de lo religioso en el calendario festivo.

I.2.-Las 1763 Fiestas Religiosas frente a las 2841.

          Prosiguiendo con nuestro interés, pasamos en el Cuadro N.2, a especificar las diversas confesiones presentes en las Fiestas Religiosas conseguidas. Encontramos ocho religiones: Catolicismo, Santería Cubana, María Lionza, Evangélicos, Evangélicos Pentecostales, Judías, Cristianismo Ortodoxo e Islam. Lo primero que llama la atención es que sólo dos de las mismas (Catolicismo y Santería) están tanto en el Área Metropolitana de Caracas como en los Barrios censados; tres (Judías, Cristianismo Ortodoxo e Islam) sólo a escala urbana; dos (Evangélicos y Evangélicos Pentecostales) sólo en el Barrio Santa Cruz y una (María Lionza) en Santa Cruz e Isaías Medina. Lo cual pudiera estar indicándonos en primer lugar, que hay dos religiones que se desplazan por toda la ciudad (Catolicismo y Santería): en segundo lugar, tres religiones (Judías, Cristianismo Ortodoxo e Islam) que no se realizan en los Barrios y en tercer lugar, que tres religiones con vocación popular (Evangélicos, Evangélicos Pentecostales y María Lionza) aún no están suficientemente difundidas en todos los Barrios[7].

 

          Siguiendo con el Cuadro n.2, comparamos el porcentaje de las Fiestas de cada religión con la totalidad de las Fiestas estudiadas. Aparece la Religión Católica con 1502 Fiestas, representando el 52,8% de todas las Fiestas que suceden en Caracas. Le siguen en segundo lugar las Fiestas Judías con 150, para un 5,2%. En tercer lugar la Santería Cubana con 70 Fiestas para un 2,4%. Mientras las otras cinco religiones (María Lionza, Evangélicos, Evangélicos Pentecostales, Cristianismo Ortodoxo e Islam) no alcanzan cada una ni siquiera un dígito. De lo que podríamos interpretar que:

1)la Religión Católica participa de la mayoría de las Fiestas en toda la ciudad;

2)la Religión Judía representa el segundo lugar en Fiestas que se realizan en las zonas mejor urbanizadas de Caracas, ya que anteriormente demostramos que ninguna de estas Fiestas ocurren en los Barrios;

3)que la Santería Cubana mantiene un tercer lugar, el cual podría superar las Fiestas Judías si se ampliara el número de barrios considerados;

4)las posibilidades de crecimiento festivo del Islam y del Cristianismo Ortodoxo son limitadas debido a que no se realizan en los barrios

y 5)aunque las religiones Evangélicas, Evangélicas Pentecostales y María Lionza aparecen con números menores a un dígito, las mismas tienen tendencia a crecer en la medida en que se incorporen más barrios al estudio, aunque por razones doctrinales los evangélicos aparecen con más limitaciones que los marialionceros para expresarse en Fiestas públicas. Pero en ningún caso estos datos sobre la Fiesta pueden ser considerados como concluyentes, en cuanto a su real nivel de crecimiento en fieles.

 

I.3.-Las 1763 Fiestas Religiosas y su distribución interna.

          En el Cuadro N.3 trabajamos a las Fiestas Religiosas y su relación interna. Destaca la Iglesia Católica con 85,1% del total, el cual presenta una distribución interesante cuando es visto desde cada uno de los cuatro lugares. Pues el lugar con menor porcentaje es en el Barrio Santa Cruz (77,1%) y el de mayor es el Barrio Las Minitas (97,6%) ambos en Baruta, mientras en la ciudad formal (Área Metropolitana) es el segundo promedio menor con 83%. Quizás estos datos nos estén diciendo primeramente, que en los barrios puede haber una presencia festiva católica desigual dependiendo tanto de sus propios recursos como iglesia, como de los recursos de las confesiones que le compiten, por lo que cada barrio hay que tratarlo de una manera particular. En segundo lugar, que el alto porcentaje festivo que mantiene el catolicismo en la ciudad formal (83%), habla ciertamente de una preocupación oficial por celebrar el calendario festivo.

 

          El segundo lugar lo ocupan las Fiestas Judías, pero ya comentamos lo transitorio del fenómeno, pues dichas fiestas sólo se dan en la ciudad formal y alrededor de las Sinagogas, las cuales para el momento de la recolección de información (1990-92), fueron casi todsa consultadas, por lo que sus expectativas de crecimiento lucen mínimas.

 

          El tercer lugar festivo lo ocupa la Santería Cubana, que es la otra religión, aunada a la católica que tiene presencia tanto en la ciudad formal como en la ciudad informal (los barrios). Si dejamos la excepcionalidad del segundo lugar de las Fiestas Judías, podemos afirmar que el segundo lugar festivo le corresponde realmente a la Santería Cubana y su proyección está muy lejos de haber conseguido techo, debido no sólo a que puede suponerse que el número de fieles viene creciendo en Caracas, sino también a que la Fiesta representa para los seguidores de dicha religión un elemento central de la manera de manifestarse el culto.

 

          Las otras cinco religiones siguen representando menos de un digito, dos de ellas por que sólo existen en la ciudad formal y se organizan alrededor de Iglesias y Mezquitas, las cuales son muy pocas (Cristianos Ortodoxos e Islam); otras dos por tener inhibiciones teológicas para las fiestas públicas (Evangélicos y Evangélicos Pentecostales) y la otra (María Lionza), porque la forma de relación clientelar predomina entre sus fieles, siendo las fiestas de evidente alcance privado.

 

I.4.-Las 1502 Fiestas Católicas y la Virgen.

          Continuando la configuración de nuestro objeto de estudio, hemos elaborado el Cuadro n.4, en el cual hemos dividido las Fiestas Católicas en dos grandes grupos: las relacionadas con la Virgen y las otras no relacionadas con la Virgen. Este último grupo está conformado por una gran diversidad, incluyendo las fiestas dedicadas a Jesús, al Niño Jesús, Cristo, Semana Santa y algunas más, por lo que hay que ponderar adecuadamente el porcentaje de fiestas en honor a la Virgen. El total de fiestas en honor de la Virgen es de un 35,7%, lo cual dice mucho de la gran importancia que tienen las advocaciones de la Virgen en el ciclo eortológico. Pero llama la atención que la distribución de los porcentajes en los cuatro lugares trabajados es sumamente desigual, lo que quizás pueda estarnos sugiriendo algunas cosas.

 

De bulto llaman la atención los extremos menores y mayores. El menor se presenta en el Barrio Santa Cruz con 9,1%, ¿casualmente?, el mismo lugar que ostenta el menor porcentaje de fiestas católicas (77,1%) y el único lugar en donde celebran fiestas los Evangélicos y los Evangélicos Pentecostales. El extremo mayor se presenta en el Barrio Isaías Medina Angarita con 182 fiestas dedicadas a la Virgen (53,2%), el cual era el segundo promedio más alto de fiestas católicas (93,6%). ¿Habrá alguna relación causal entre barrios con menos fiestas católicas, más fiestas evangélicas y menos fiestas a la Virgen? Y por otra parte ¿entre barrios con más fiestas católicas, sin fiestas evangélicas y más fiestas a la Virgen? Sólo investigaciones futuras podrán responder estas preguntas.

 

          Otro elemento al cual queremos referirnos, es a la cercanía de los promedios de fiestas a la Virgen entre la ciudad formal 337 (33%) y el total combinado de los cuatro lugares, 537 (35,7%), lo cual pueda deberse al peso que las 337 fiestas tienen en el total de 537, un 62,7%. Por lo que vamos a separar los promedios de la ciudad formal de los promedios que puedan arrojarnos sólo los tres barrios. Sumaríamos así 482 fiestas católicas (98, 342 y 42), de las cuales 200 están dedicadas a la Virgen (9, 182 y 9), de lo que se desprende que el promedio de participación de la Virgen en los Calendarios festivos de los tres barrios es de 41,9%. Este porcentaje nos indica una mayor celebración de la Virgen en los Barrios que en la ciudad formal, 41,9% a sólo 33%, lo que quizás podamos demostrar a gran escala en investigaciones futuras: la gran devoción mariana presente en los barrios caraqueños.

 

I.5.-Las 537 Fiestas a las 35 Advocaciones de la Virgen.

          Las 537 fiestas dedicadas a la Virgen se organizan alrededor de 35 Advocaciones, tal como se refleja en el Cuadro N.5. De las 35, 32 se efectúan en la ciudad formal y once en la ciudad informal, de las cuales sólo ocho son compartidas por ambas caras de la ciudad. De las treinta y dos advocaciones que se dan en la ciudad formal (Área Metropolitana de Caracas), hay veinticuatro (24) que no se celebran en los barrios. Sólo hay tres advocaciones (Carmen, Inmaculada y María) presentes en los cuatro lugares estudiados y son a su vez las que más alto porcentaje ostentan, 16, 14,3 y 26,2 respectivamente. Lo cual podríamos interpretar como:

1)hay una franja muy pequeña de advocaciones cuyas fiestas y culto son universales para toda Caracas;

2)hay una gran diversidad de opciones devocionales a la Virgen en la ciudad formal (32);

3)hay una franja pequeña (8) de advocaciones que se celebran en la ciudad formal y en algunos de los tres barrios estudiados;

4)las opciones devocionales de los barrios tienden a concentrarse en un número reducido de advocaciones (11)

y 5)existen algunas advocaciones que sólo se celebran en los barrios (Betania, Rosa Mística y Valle).

 

          La segunda advocación con más celebraciones en la ciudad formal es la Coromoto (70), la Patrona Nacional y sin embargo hay dos barrios en donde no se celebra, mientras en los tres barrios se festejan a las advocaciones de Carmen, Inmaculada y María, lo cual es posible que esté indicando la falta de extensión del culto oficial a la Coromoto, decidido en los tiempos del Gobierno de Pérez Jiménez en la década de los cincuenta del siglo pasado.

 

          Al comparar las advocaciones entre los tres Barrios encontramos que:

-De las cinco presentes en Santa Cruz, cuatro las comparte con los otros dos barrios y tres de esas mismas las comparte con la ciudad formal, la única que no es común con los otros barrios es la Virgen de Fátima, la cual es celebrada por la comunidad luso venezolana.

-De las siete advocaciones que celebran en el Isaías Medina Angarita, cuatro son comunes a los tres barrios, una (Candelaria) coincide con Las Minitas; una (Montserrat) es celebrada por los ecuatorianos venezolanos y otra es exclusiva de ellos (Rosa Mística).

-En Las Minitas se efectúan fiestas en honor de 8 advocaciones, de las cuales cuatro comparten con los otros dos barrios, una con Isaías Medina (Candelaria), dos con la ciudad formal (Coromoto y Rosario) y una es exclusiva (Betania).

 

          Observamos que de las cuatro advocaciones que comparten los tres barrios, tres de las mismas también son comunes con el culto de la ciudad formal, lo que pareciera indicar tanto la relación parcialmente fluida entre las dos ciudades (formal e informal-barrio), como el papel de modelaje de la primera sobre la segunda.

 

          La otra advocación común (Valle) a los tres barrios pero no al Área Metropolitana, es producto de la específica presencia de una comunidad étnica bicultural-biregional, los margariteños-caraqueños, quienes se han encargado de crear lugares de comunidad cultural en donde habitan. Papel que igualmente cumplen las comunidades étnicas biculturales-binacionales, como los lusos venezolanos con la Virgen de Fátima y los ecuatorianos venezolanos con la Virgen de Montserrat. Esta identificación étnica con la advocación se reproduce igualmente en la ciudad formal, pero casi sólo con las comunidades biculturales-binacionales, como lo son los casos de los lusos venezolanos con la Virgen de Fátima (44); los italo venezolanos con las advocaciones de Montauro, Montemauro, Montevergine y Pompei, y los catalanes-venezolanos con la Virgen de Montserrat. En todo lo anterior encontramos razones para considerar el importante papel que juegan las fiestas de las diversas advocaciones de la Virgen en el mantenimiento y fortalecimiento de las identidades culturales étnicas, es decir en las etnicidades.

 

          Viendo ahora desde la ciudad formal, ¿por qué no se celebran en ella las advocaciones de Betania, la Rosa Mística y la Virgen del Valle?. Las dos primeras porque son muy recientes y la última porque representa a una comunidad étnica bicultural-biregional, los margariteños, que ya no ocupan un lugar importante como grupo en la ciudad formal, sino que sus trayectorias migratorias se afianzaron en los barrios.

 

I.6.-Las seis Advocaciones de la Virgen más celebradas.

          Ahora quisiéramos realizar un análisis de las advocaciones más celebradas, aquellas que concentran al menos el 5% de las festividades. Estas son seis: María (26,2%), Carmen (16%), Inmaculada (14,3%), Coromoto (13,2%), Fátima (8,3%) y Rosa Mística (7,8%). Esta distribución puede ser objeto de un análisis teológico o de un análisis pastoral y estamos seguros que arrojará información importante acerca de la manera como la feligresía católica vive su devoción mariana en Caracas. Pero como nosotros no estamos capacitados para hacer ese tipo de estudios, nos dedicaremos a efectuar acercamientos desde las ciencias sociales.

 

          Es digno de destacar que las tres advocaciones más celebradas, son las únicas tres que se celebran tanto en la ciudad formal como en la ciudad informal-barrios, lo que nos indica claramente que las devociones mayoritarias abarcan a todo el pueblo católico y no se da la diferencia por ejemplo entre un catolicismo popular y un catolicismo de élite. Llama también la atención el que la fiesta con más celebraciones está dedicada a la propia Virgen María  y no a una advocación específica, parafraseando a un filósofo latinoamericano, diríamos que la festividad más celebrada se hace a nombre de “María sin mas”. Lo que quizás nos indique la centralidad del culto a María por sí misma.

 

          Esta primacía de la centralidad de María, pronto es superada por la presencia de cuatro advocaciones ligadas a lugares de aparición (Carmen, Coromoto, Fátima y Rosa Mística) y sólo una advocación ligada a una definición dogmática: la Inmaculada.

 

          En las cuatro advocaciones por lugares de aparición de la Virgen, dos nos remiten a grupos sociales específicos, por lo tanto no provienen de una cualidad devocional universal caraqueña. Una, la Virgen de Fátima es representativa de la comunidad étnica bicultural-binacional los lusos venezolanos. La otra, la Rosa Mística, su devoción se concentra en un solo barrio (Isaías Medina). La tercera advocación de lugar, la Coromoto, es una devoción nacional y sólo la cuarta, la Virgen del Carmen es una advocación de culto efectivamente universal.

 

          Desde el punto de vista del tiempo histórico incorporado en las advocaciones, cuatro existen en la Iglesia universal desde antes del siglo XX: María, Carmen, Inmaculada y Coromoto. Mientras dos son producto del siglo XX: Fátima y Rosa Mística. La primera se comienza a celebrar a mediados de siglo en la medida que la migración portuguesa se asienta en Venezuela. La segunda comienza en la década de los ochenta y asombra el creciente arraigo en los sectores populares de la ciudad informal, antes que en la ciudad formal. Quizás se está volviendo a demostrar lo que en numerosas ocasiones ha ocurrido: que el culto a la Virgen por los sectores populares precede a su aceptación por la Iglesia oficial.

Recapitulando.

          Con lo escrito hasta ahora hemos pretendido justificar sociológicamente la importancia de un estudio sobre la devoción mariana festiva en Caracas, por ser una manera de conocer algunas fuerzas culturales profundas que actúan en el ámbito caraqueño para redefinir sus perfiles societarios, religiosos, socioculturales, socioespaciales y étnicos entre otros.

 

          Tenemos así que el universo festivo caraqueño estudiado está conformado por 2.841 (dos mil ochocientos cuarenta y una) Fiestas.

-De las cuales 1763 (un mil setecientos sesenta y tres) son religiosas, para un 62%.

-De las 1763 Fiestas Religiosas, 1502 (un mil quinientos dos) son Católicas, constituyendo el 52,8% del Total General de Fiestas y el 85,1% del Total de Fiestas Religiosas.

-Las 1502 Fiestas Católicas están constituidas por 965 (64,2%) no vinculadas a la Virgen y 537 (quinientos treinta y siete) celebraciones festivas de la Virgen, lo que se convierte en el 35% de las Fiestas Católicas.

-Estas 537 Fiestas en Honor a la Virgen se expresan en 35 Advocaciones.

-De estas 35 Advocaciones sólo seis tienen más del 5% de celebraciones del total de Fiestas dedicadas a la Virgen, las cuales son, en orden decreciente: María (26,2%), Carmen (16%), Inmaculada (14,3%), Coromoto (13,2%), Fátima (8,3%) y Rosa Mística (7,8%).

-De estas seis destacamos a la que quedó en tercer lugar, la Inmaculada Concepción (14,3%), que ha sido celebrada desde el siglo XIV, a pesar de que vino a ser reconocida como dogma, apenas en el siglo XIX y es sobre ella, que abundará teológicamente el Profesor Félix Palazzi.

 

II.-¿Desde cuándo es importante la celebración de Fiestas en

Honor de la Virgen María en la Iglesia Católica?

          Pero si bien hemos demostrado la importancia sociológica de reflexionar sobre el ciclo eortológico mariano en Caracas, podríamos preguntarnos: ¿desde cuándo es importante la celebración de Fiestas en Honor de la Virgen María en la Iglesia Católica?. Veamos una pequeña reseña histórica que nos ayudará a comenzar a ubicar el culto festivo a María y así reflexionar acerca de su siempre importante presencia.

 

          El Cuadro N.7 nos habla acerca del “Ciclo eortológico de la Virgen María hasta el siglo XIII”, el cual está compuesto por cinco celebraciones. La primera celebración se aprueba en el siglo IV (384), referida a los cuarenta días posteriores al parto cuando la Virgen es purificada, es decir ha pasado la cuarentena luego del nacimiento de Jesús, ese día es el dos de febrero, hoy ocupado por la Virgen de Candelaria.

 

          La segunda celebración se aprueba en el siglo V y fue aprobada por el Concilio de Éfeso, cuando se acepta la idea de Theotokos, de María Madre de Dios y se crea la Fiesta de la Asunción de María para celebrarla el 15 de agosto, algo que aún hoy sigue ocurriendo.

 

          La tercera fiesta es la atribuida al Nacimiento de la Virgen, a partir del establecimiento de una Iglesia en la piscina de Betsaida en Jerusalén en el siglo V. El día escogido es el 08 de septiembre el cual mantiene continuidad contemporánea.

 

          La cuarta fiesta también se decide en el siglo V y es llamada la “Presentación de la Virgen en el templo”, celebrándose el 20 de noviembre.

 

          La quinta fiesta se declara dos siglos después en el VII (656), en el X Concilio de Toledo, el cual instituye la fiesta de Santa María ocho días antes de Navidad, el 18 de diciembre.

 

          Baste con añadir que aunque algunas de estas fiestas se celebran actualmente en Caracas, ninguna está entre las primeras seis advocaciones con más celebraciones, tal como puede verse en el Cuadro N. 6. Lo cual pudiera estarnos indicando la poca relación existente entre las celebraciones más antiguas del calendario mariano y las que se efectúan en Caracas.

 

          Estas cinco fiestas no sufrirán modificaciones hasta el siglo XIV, cuando serán incorporadas dos nuevas festividades, tal como puede verse en el Cuadro N.8. Las dos nuevas fiestas son la Visitación el 02 de julio y la Inmaculada Concepción el 8 de diciembre. Esta última sigue presentando una gran vitalidad en Caracas, pues representa la tercera advocación más celebrada por los caraqueños.

 

II.1.-Ciclo Eortológico de la Virgen María durante los siglos XVII-XX.

          El ciclo eortológico mariano constará de siete fiestas hasta que en el siglo XVII comenzarán un conjunto de modificaciones que terminarán por conformar el calendario festivo hasta el siglo XX preconciliar, añadiendo nueve fiestas más. En el siglo XVII se incorporan la fiesta del Santo Nombre de María (1683) el 12 de septiembre, Nuestra Señora de la Merced y Nuestra Señora de los Dolores, también en septiembre.

 

          En el siglo XVIII se suman las advocaciones del Rosario (1716) el 7 de octubre y el Carmen (1726) el 16 de julio.

 

          Será en el siglo XX cuando más advocaciones se incorporen al ciclo eortológico mariano desde su comienzo en el siglo IV, se añadirán cuatro nuevas advocaciones: Lourdes (1907) el 11 de febrero, Maternidad divina de María (1907) el 11 de octubre, el Corazón de María (1944) el 22 de agosto y María Reina (1954) el 31 de mayo.

 

          Hasta el siglo XX, antes del Concilio Vaticano II, el ciclo eortológico de la Virgen María había ido creciendo hasta conformar dieciséis fiestas. Pero las mismas se habían ido adicionando sin obedecer a criterios teológicos generales claros, como podrían ser los criterios cristológicos. Esta situación ameritó profundas discusiones durante el Concilio Vaticano II procediéndose a la culminación de este a una reforma del ciclo eortológico mariano.

 

II.2.-Ciclo Eortológico mariano después de la Reforma Litúrgica.

          Esta reforma podemos observarla en el Cuadro N.10: “Ciclo Eortológico de la Virgen María según los tipos eclesiásticos, después de la Reforma Litúrgica del Calendario Romano de 1969”, la cual determinó la aprobación de doce celebraciones marianas de carácter universal y obligatorio dentro del Año Litúrgico. Estas doce celebraciones no poseen el mismo status pues

-tres son Solemnidades (obligatorias para la Iglesia universal porque recuerdan los principales dogmas sobre la Virgen y su relación con los pilares de la fe cristiana): Santa María Madre de Dios, Asunción de la Virgen a los Cielos y la Inmaculada Concepción.

-Dos son Fiestas (obligatorias también para la Iglesia universal): Nacimiento de la Virgen y María Reina.

-Tres son Memorias Obligatorias (que toda la Iglesia debe recordar): Presentación de la Virgen en el Templo, Nuestra Señora de los Dolores y Virgen del Rosario. Finalmente cuatro son Memorias Facultativas o Libres (las diversas comunidades eclesiales tienen la potestad de celebrarlas o no): Corazón de María, Virgen del Carmen, Virgen de las Nieves y Virgen de Lourdes.

 

          Si a este ciclo eortológico le sumamos cuatro advocaciones agregadas por la reforma litúrgica posterior al Concilio Vaticano II y las ordenamos calendáricamente como lo hemos hecho en el Cuadro N.11, tendremos que el ciclo eortológico mariano se expresa de la siguiente manera:

-una Fiesta en enero, febrero, marzo, mayo, junio y noviembre;

-dos en julio, agosto, septiembre, octubre y diciembre.

Es decir en seis meses sólo se celebra una fiesta; en cinco meses se celebran dos fiestas y sólo hay un mes, abril en el que no se celebra ninguna fiesta mariana porque está dedicado a Cristo a través de la Semana Santa. Como puede observarse, estas dieciséis advocaciones de la Virgen distan mucho de las 35 advocaciones que celebran festividades en Caracas, la diferencia va a estribar entre otras razones en el número de advocaciones ligadas a lugares de aparición de la Virgen, pero sobre ese asunto hablaremos un poco después.

 

II.3.-Paralelismo de los ciclos Mariológico y Cristológico.

          ¿Cuál fue el principal motivo de la reforma del ciclo eortológico mariano? El hacerlo coincidir y depender del ciclo cristológico, para evitar la eterna preocupación de algunos miembros de la Iglesia, que suelen ver en María una especie de tentación a ser venerada por sí misma y no por su vinculación con Cristo.

 

          Tenemos así el desarrollo en paralelo de dos vidas (ver Cuadro N.12) con un mensaje salvífico idéntico aunque dos roles diferentes expresado en un itinerario con siete estaciones de parejas: Inmaculada Concepción-Anunciación del Señor; Natividad de María y de Jesús; Presentación en el Templo de la Virgen y de Jesús; los dolores de la Virgen y los dolores de Jesús en la Cruz; la ascensión a los cielos de María y de Jesús; María Reina y Cristo Rey y los Corazones de María y de Jesús.

 

II.4.-Relación del ciclo eortológico Mariano y el Año Litúrgico.

          Así como el ciclo mariano se hizo coincidir con el ciclo cristológico, igual ocurrió con el ciclo eortológico mariano, cuando las principales fiestas se hicieron encajar dentro de las principales categorías del Año Litúrgico, tal como puede verse en el Cuadro N.13. De esta forma, las fiestas marianas más significativas basan su explicación última en el misterio de Cristo y por lo tanto claramente atadas a un Año Litúrgico cristocéntrico, cuyas divisiones centrales son Adviento-Navidad, Cuaresma y Tiempo Pascual.

 

II.5.-Las Advocaciones debidas al lugar de aparición y su reconocimiento oficial.

          Las fiestas marianas incorporadas al calendario universal de la Iglesia son apenas dieciséis, algo muy distante de los cientos de advocaciones existentes. ¿Por qué hay tanta diferencia? Porque un número mayoritario de las advocaciones se han relacionado con los lugares de aparición de la Virgen o con los lugares de adopción de la Virgen como acto humano de patronazgo por ejemplo. Y aunque pueda decirse que teológicamente no existe ninguna diferencia entre las advocaciones, por ejemplo de la Virgen del Rosario de Baruta y la Virgen del Rosario de Curucay (dos de las advocaciones presentes en Caracas), lo cierto es que para los fieles efectivamente sí existe diferencia a la hora de manifestar la devoción. Porque aquí se producen dos fenómenos que por no diferenciarlos ha dado origen a infinidad de errores. Es necesario diferenciar metodológicamente lo que en la Sociología se llama lo pensado y lo vivido, que hizo acuñar en la Sociología francesa, los conceptos de Sociología de lo Pensado y Sociología de lo Vivido. Así hay que diferenciar entre la Religión Pensada y la Religión Vivida (por ejemplo en la liturgia y en los actos devocionales).

 

          Sobre la Religión Pensada tenemos el claro ejemplo de la Teología y de la Liturgia Oficial y acerca de la Religión Vivida podemos traer a colación las distintas maneras como efectivamente la gente expresa su fe y su sentir religioso. En la teoría teológica sólo existe una Virgen, María y desde ese punto de vista todas las advocaciones no son sino expresiones idénticas de ellas. Pero en la religión vivida, en la práctica devocional, veremos como un teólogo salesiano ejercerá su devoción con María Auxiliadora, o un sacerdote zuliano con la “Chinita”, es decir advocaciones especiales vinculadas con su cualidad de patronazgo (salesianos) o de identidad local (Zulia). Por lo tanto el conocimiento de las advocaciones es absolutamente esencial para comprender la fe y devoción real de un pueblo.

 

De ahí que resulte muy útil el saber el porqué de la enorme cantidad de advocaciones en relación con el mínimo de ellas establecidas dentro del Año Litúrgico Oficial. Un buen inicio es reconocer que una de las maneras como se ha inculturado el Evangelio y con el la Iglesia Católica, es porque se ha adaptado a la fisonomía cultural local, en una mutua transformación de lo preexistente y lo recién llegado y que tiene como uno de los lugares privilegiados para manifestarse, desde el punto de vista religioso, las advocaciones de lugar de la Virgen María.

 

          Las advocaciones de lugar bien sean por apariciones o por adopciones de lugar siguen suertes diferentes al momento de ser reconocidas oficialmente por la Iglesia. Estas últimas, al igual que las de patronazgos son muy fácilmente aceptadas porque no han requerido ningún contacto con lo sobrenatural, basta que el Magisterio reconozca como válidas las advocaciones a las cuales se les va a unir el cognomento local, por ejemplo Virgen del Rosario de Baruta. Pero en el caso de las advocaciones marianas producto de apariciones sobrenaturales en determinados lugares, el Magisterio se muestra mucho más prudente y marcha a la zaga de la religión vivida, en algunos casos de las religiosidades populares.

 

          Es así como mostramos en el Cuadro N.14 que durante los siglos XIX y XX la Iglesia sólo ha reconocido la aparición de la Virgen en nueve ocasiones, mientras ha rechazado 250 apariciones. ¿Tal cosa ha hecho que por ejemplo los fieles católicos no rindan culto a las 250 nuevas advocaciones? De ninguna manera, el culto y la devoción igualmente se practican pero al margen de la Iglesia oficial o de manera “oficiosa”, esperando que el tiempo convertido en tradición demuestre la veracidad o no de lo sobrenatural de esas apariciones. Y la Iglesia oficial ha aprendido a ser tolerante con dichas prácticas devocionales marianas, pues recuerda como incorporó la advocación de la Inmaculada Concepción en el siglo XIV y sólo cinco siglos después (XIX) la reconoció como dogma.

 

          Es necesario no pasar por alto, que los reconocimientos de las apariciones sobrenaturales de la Virgen, dependen también de situaciones políticas internas en la Iglesia, como por ejemplo su eurocentrismo que le dificulta tener una visión universal. ¿O es casual que todas las nueve apariciones de la Virgen aceptadas oficialmente, durante los siglos XIX y XX hayan ocurrido sólo en Europa?

 

 Cuadros.

Cuadro N.1.

-Total de Fiestas No-Religiosas y Religiosas en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Siglas: A.M.deC (Área Metropolitana de Caracas).

Fuentes: González Ordosgoitti (1992), Rodríguez (2000), Carrillo (2001) y Sabino (2002).

Fiestas. A.M. de Caracas. Barrio Santa Cruz. Barrio Isaías Medina A. Barrio Las Minitas. Total.
Total de Fiestas. 2201 170 394 76 2841
Fiestas No Religiosas. 973 (44,2) 43 (25,2) 29 (7,3) 33 (43,4) 1078(37,9)
Fiestas Religiosas. 1228(55,7) 127 (74,7) 365 (92,6) 43 (56,5) 1763 (62)

 

 

Cuadro N.2.

-1763 Fiestas Religiosas por Confesiones y su relación porcentual con el total de 2841 Fiestas del Área Metropolitana de Caracas y de tres Barrios (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Siglas: A.M.deC (Área Metropolitana de Caracas).

Fuentes: González Ordosgoitti (1992), Rodríguez (2000), Carrillo (2001) y Sabino (2002).

Fiestas Religiosas. A.M. de Caracas. Barrio Santa Cruz. Barrio Isaías Medina Angarita. Barrio Las Minitas. Total
Católicas. 1020 (46,3) 98 (77,1) 342 (86,8) 42 (55,2) 1502 (52,8)
Santería. 37 (1,6) 15 (11,8) 17 (4,3) 01 (1,3) 70 (2,4)
María Lionza. ———- 02 (1,5) 6 (1,5) —— 08 (0,2)
Evangélicos. ———- 05 (3,9) ——– —— 05 (0,1)
Evangélicos Pentecostales. ———- 07 (5,5) —— ——- 07 (0,2)
Judías. 150 (6,8) ——- ——- ——- 150 (5,2)
Ortodoxas. 19 (0,8) ——- ——- ——- 19 (0,6)
Islam. 02 (0,09) —— —— ——- 02 (0,07)
Fiestas Religiosas. 1228 (55,7) 127 (74,7) 365 (92,6) 43 (56,5) 1763 (62)
Total de Fiestas. 2201 170 394 76 2841

 

 

Cuadro N.3.

-1763 Fiestas Religiosas por Confesiones en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Siglas: A.M.deC (Área Metropolitana de Caracas).

Fuentes: González Ordosgoitti (1992), Rodríguez (2000), Carrillo (2001) y Sabino (2002).

Fiestas Religiosas. A.M. de Caracas. Barrio Santa Cruz. Barrio Isaías Medina A. Barrio Las Minitas. Total.
Católicas. 1020(83) 98 (77,1) 342 (93,6) 42 (97,6) 1502 (85,1)
Santería. 37 (3) 15 (11,8) 17 (4,6) 01 (2,3) 70 (3,9)
María Lionza. ———- 02 (1,5) 6 (1,6) ——- 08 (0,4)
Evangélicos. ———- 05 (3,9) —- ——- 05 (0,2)
Evangélicos Pentecostales. ———- 07 (5,5) —- ——- 07 (0,3)
Judías. 150 (12,2) —— —- ——– 150 (8,5)
Ortodoxas. 19 (1,5) —— —- ——- 19 (1)
Islam. 02 (0,1) —– —- ——- 02 (0,1)
Fiestas Religiosas. 1228 (100%) 127(100%) 365 (100%) 43 (100%) 1763 (100)

 

 

Cuadro N.4.

-1502 Fiestas Cristiano Católicas en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Siglas: A.M.deC (Área Metropolitana de Caracas).

Fuentes: González Ordosgoitti (1992), Rodríguez (2000), Carrillo (2001) y Sabino (2002).

Fiestas Religiosas. A.M. de Caracas. Barrio Santa Cruz. Barrio Isaías Medina Angarita. Barrio Las Minitas. Total.
Católicas. 1020 (83) 98 (77,1) 342 (93,6) 42 (97,6) 1502 (85,1)
Virgen. 337 (33) 9 (9,1) 182 (53,2) 9 (21,4) 537 (35,7)
Otras 683 (66) 89 (90,8) 160 (46,7) 33 (78,5) 965 (64,2)

 

 

Cuadro N.5.

-537 Fiestas en Honor a 35 Advocaciones de la Virgen María, en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Siglas: A.M.de C. (Área Metropolitana de Caracas).

Fuentes: González Ordosgoitti (1992), Rodríguez (2000), Carrillo (2001) y Sabino (2002).

  Advocación. A.M. de Caracas. Barrio Santa Cruz. Barrio Isaías Medina A. Barrio Las Minitas. Total
01 Altagracia. 1       1 (0,1)
02 Anunciación. 1       1 (0,1)
03 Asunción. 4       4 (0,7)
04 Betania. ——– ————- ————– 1 1 (0,1)
05 Candelaria. 9   1 1 11 (2)
06 Caridad del Cobre. 1       1 (0,1)
07 Carmen. 12 1 72 1 86 (16)
08 Chiquinquirá. 1       1 (0,1)
09 Coromoto. 70     1 71 (13,2)
10 Covadonga. 12       12 (2,2)
11 Divina Pastora. 2       2 (0,3)
12 Divino Amor. 1       1 (0,1)
13 Dormición. 2       2 (0,3)
14 Fátima. 44 1     45 (8,3)
15 Guadalupe. 2       2 (0,3)
16 Inmaculada. 71 3 2 1 77 (14,3)
17 Lourdes. 1       1 (0,1)
18 María. 74 3 62 2 141 (26,2)
19 María Auxiliadora. 1       1 (0,1)
20 Mercedes. 6       6 (1,1)
21 Milagros. 2       2 (0,3)
22 Montauro. 1       1 (0,1)
23 Monte. 1       1 (0,1)
24 Montemauro. 1       1 (0,1)
25 Montevergine. 1       1 (0,1)
26 Montserrat. 3   2   5 (0,9)
27 Nieves. 2       2 (0,3)
28 Pino. 1       1 (0,1)
29 Pompei. 1       1 (0,1)
30 Reyes. 2       2 (0,3)
31 Rosa Mística. ——— ———— 42   42 (7,8)
32 Rosario. 5     1 6 (1,1)
33 Rosario Curucay. 1       1 (0,1)
34 Salud. 1       1 (0,1)
35 Valle. ———– 1 1 1 3 (0,5)
  Virgen. 337 (33) 9 (9,1) 182 (53,2) 9 (21,4) 537 (35,7)

 

 

 

Cuadro N.6.

-Principales Fiestas en Honor a la Virgen María, en el Área Metropolitana de Caracas y en tres Barrios (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Siglas: A.M.de C. (Área Metropolitana de Caracas).

Fuentes: González Ordosgoitti (1992), Rodríguez (2000), Carrillo (2001) y Sabino (2002).

Advocación. A.M. de Caracas. Barrio Santa Cruz. Barrio Isaías Medina Angarita. Barrio Las Minitas. Total
María 74 3 62 2 141 (26,2)
Carmen 12 1 72 1 86 (16)
Inmaculada 71 3 2 1 77 (14,3)
Coromoto 70     1 71 (13,2)
Fátima 44 1     45 (8,3)
Rosa Mística ——— ———— 42   42 (7,8)
Virgen. 337 (100) 9 (100) 182 (100) 9 (100) 537 (100)

 

 

 

Cuadro N. 7.

-Ciclo Eortológico de la Virgen María hasta el siglo XIII (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Fuente: Andrés Pardo (1998).-El Libro del Culto a la Virgen. Valencia, España. Editorial Alfredo Ortells, S.L. pp. 1405.

Advocación. Siglo. Fecha. Razones.
Purificación de Nuestra Señora IV (384) 02 de febrero “(…) a los cuarenta días de la celebración del nacimiento de Jesús (Pardo, 1998: 23)”
Madre de Dios María. Asunción. V 15 de agosto Concilio de Éfeso formula la idea de Theotokos, lo que aumenta las fiestas en honor de la Virgen.
Nacimiento de la Virgen. V 08 de septiembre Iglesia en la piscina de Betsaida, Jerusalén.
Presentación de la Virgen en el Templo. V 20 de noviembre. “Paralelismo con la fiesta del Hipapante” (Pardo, 1998: 24)
Santa María Madre de Dios. VII (656) 18 de diciembre. “(…) el año 656 , en el X Concilio de Toledo…instituyen la fiesta de Santa María, ocho días antes de Navidad” (Pardo,1998: 25)

 

 

Cuadro N.8.

-Ciclo Eortológico de la Virgen María en el siglo XIV (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Fuente: Andrés Pardo (1998).-El Libro del Culto a la Virgen. Valencia, España. Editorial Alfredo Ortells, S.L. pp. 1405.

Advocación. Siglo. Fecha. Razones.
La Visitación. XIV 02  julio. “(…) originaria de Constantinopla e introducida por los Franciscanos. El Papa Urbano VI la extendió a toda la Iglesia para obtener de la Virgen el final del cisma de Occidente.” (Pardo, 1998: 25)
Inmaculada Concepción de María. XIV 08 diciembre.  

 

 

Cuadro N.9.

-Ciclo Eortológico de la Virgen María desde el siglo XVII-XX (antes del Concilio Vaticano II) (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Fuente: Andrés Pardo (1998).-El Libro del Culto a la Virgen. Valencia, España. Editorial Alfredo Ortells, S.L. pp. 1405.

Advocación. Siglo. Fecha. Razones.
Santo Nombre de María. XVII (1683) 12 septiembre. “(…) en 1683 el Papa Inocencio XI la introdujo en el Calendario Romano general…como acción de gracias por la liberación de la ciudad de Viena.” (Pardo, 1998: 26)
Nuestra Señora de la Merced. XVII Septiembre. “(…) creada para la Orden Mercedaria… es extendida a todo el Rito Romano por el Papa Inocencio XII.” (Pardo, 1998: 26)
Nuestra Señora de los Dolores. XVII 15 septiembre. “(…) celebrada primero el domingo siguiente a la Exaltación de la Santa Cruz y más tarde el 15 de septiembre, fue creada en 1668 para la Orden de los Servitas, e incluida en el Calendario Romano general por el Papa Pío VII en acción de gracia por su retorno a Roma” (Pardo, 1998: 26)
Nuestra Señora del Rosario XVIII (1716) 07 octubre. “(…) primeramente Nuestra Sra. De la Victoria, fue instituida por San Pío V en acción de gracias por la batalla de Lepanto. En 1573 es la fiesta del Rosario de María. En 1716 Clemente XI la extiende a toda la Iglesia.” (Pardo, 1998: 26)
Nuestra Señora del Carmen. XVIII (1726) 16 julio. “(…) instituida por los Carmelitas en 1380, es extendida por el Papa Benedicto XIII a toda la Iglesia en 1726.” (Pardo, 1998: 26)
Nuestra Señora de Lourdes. XX (1907) 11 febrero. “(…) había sido concedida por León XIII a la diócesis de Tarbes-Lourdes en 1890, y en 1907 extendida por San Pío X a toda la Iglesia”. (Pardo, 1998: 26)”
Maternidad Divina de María. XX (1907) 11 octubre. “(…) fue creada por Pío XI como recuerdo del XV Centenario del Concilio de Éfeso en 1931.” (Pardo, 1998: 26)
Corazón de María. XX (1944) 22 agosto. “(…) celebrada por varias órdenes religiosas el 22 de agosto, fue incluida por Pío XII en el Calendario general en 1944, dos años después de que realizara la consagración del mundo al Inmaculado Corazón.” (Pardo, 1998: 26)
María Reina. XX (1954) 31 mayo. “(…) instituida por Pío XII en 1954 para el 31 de mayo, como recuerdo del I centenario de la definición dogmática de la Inmaculada Concepción” (Pardo, 1998: 27)

 

Cuadro N.10.

-Ciclo Eortológico de la Virgen María según los tipos eclesiásticos, después de la Reforma Litúrgica del Calendario Romano de 1969 (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Fuente: Andrés Pardo (1998).-El Libro del Culto a la Virgen. Valencia, España. Editorial Alfredo Ortells, S.L. pp. 1405.

  Advocación. Fecha. Característica.
01 Santa María Madre de Dios. 01 enero. Solemnidades.
02 Asunción de la Virgen a los Cielos. 15 agosto. Solemnidades.
03 Inmaculada Concepción. 08 diciembre. Solemnidades.
04 Nacimiento de la Virgen. 08 septiembre. Fiestas.
05 María Reina. 31 mayo. Fiestas.
06 Presentación de la Virgen en el Templo. 21 noviembre. Memorias obligatorias.
07 Nuestra Señora de los Dolores. 15 septiembre. Memorias obligatorias.
08 Virgen del Rosario. 07 octubre. Memorias obligatorias.
09 Corazón de María. Julio. Memorias facultativas.
10 Virgen del Carmen. 16 julio. Memorias facultativas.
11 Virgen de las Nieves. 05 agosto. Memorias facultativas.
12 Virgen de Lourdes. 11 febrero. Memorias facultativas.

 

 

Cuadro N.11.

-Ciclo Eortológico de la Virgen María según año calendario, después de la Reforma Litúrgica del Calendario Romano de 1969 (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Fuente: Andrés Pardo (1998).-El Libro del Culto a la Virgen. Valencia, España. Editorial Alfredo Ortells, S.L. pp. 1405.

Advocación. Fecha. Característica.
Santa María Madre de Dios. 01 enero. Solemnidades.
Virgen de Lourdes. 11 febrero. Memorias facultativas.
Anunciación del Señor. 25 marzo.  
Visitación de la Virgen María. 31 mayo. Fiestas.
Inmaculado Corazón de María. Junio.  
Virgen del Carmen. 16 julio. Memorias facultativas.
Corazón de María. Julio. Memorias facultativas.
Virgen de las Nieves. 05 agosto. Memorias facultativas.
Asunción de la Virgen a los Cielos. 15 agosto. Solemnidades.
Nacimiento de la Virgen. 08 septiembre. Fiestas.
Nuestra Señora de los Dolores. 15 septiembre. Memorias obligatorias.
Virgen del Rosario. 07 octubre. Memorias obligatorias.
Virgen del Pilar. 12 octubre.  
Presentación de la Virgen en el Templo. 21 noviembre. Memorias obligatorias.
Inmaculada Concepción. 08 diciembre. Solemnidades.
Nuestra Señora de Guadalupe. 12 diciembre.  

 

 

Cuadro N.12.

-Paralelismo de los Ciclos Mariológico y Cristológico (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Fuente: Andrés Pardo (1998).-El Libro del Culto a la Virgen. Valencia, España. Editorial Alfredo Ortells, S.L. pp. 1405.

Ciclo Mariológico. Ciclo Cristológico.
Inmaculada Concepción. Anunciación del Señor.
Natividad de María. Natividad del Señor.
Presentación de la Virgen en el Templo. Presentación del Señor.
Nuestra Señora de los Dolores. Exaltación de la Santa Cruz.
Ascensión a los Cielos. Pascua-Ascensión.
María Reina. Cristo Rey Universal.
Corazón de María. Corazón de Jesús.

 

 Cuadro N.13.

-Relación del Ciclo Eortológico de la Virgen María con el Año Litúrgico Oficial (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Fuente: Andrés Pardo (1998).-El Libro del Culto a la Virgen. Valencia, España. Editorial Alfredo Ortells, S.L. pp. 1405.

Año Litúrgico. Advocación Fecha.
Adviento-Navidad. Inmaculada Concepción. 08 de diciembre.
  Presentación de la Virgen en el Templo. 21 de noviembre.
  Natividad de María. 08 de septiembre.
  Visitación. 31 de mayo.
  Santa María Madre de Dios. 01 de enero.
Cuaresma. Nuestra Señora de los Dolores. 15 de septiembre.
Tiempo Pascual. Asunción a los Cielos. 15 de agosto.
  María Reina. 22 de agosto.
  Otras fiestas marianas.  

 

 

Cuadro N.14.

-Apariciones de la Virgen María durante los siglos XIX y XX, reconocidas y/o rechazadas por la Iglesia (Elaboración EAGO, mayo 2005).

Fuente: Andrés Pardo (1998).-El Libro del Culto a la Virgen. Valencia, España. Editorial Alfredo Ortells, S.L. pp. 1405.

Siglo. Lugar de la Aparición. País. Fecha. Continente.
XIX. La Milagrosa a Santa Catalina Labouré. Francia. 1830. Europa.
  Santandrea de Fratte, Roma. Italia. 1842. Europa.
  La Sallete. Francia. 1846. Europa.
  Lourdes. Francia. 1858. Europa.
  Pontmain. Francia. 1871. Europa.
  Gietrzwald. Polonia. 1877. Europa.
XX. Fátima. Portugal. 1917. Europa.
  Beauraing. Bélgica. 1932. Europa.
  Banneaux. Bélgica. 1933. Europa.
XX. Al menos 250 Apariciones no reconocidas oficialmente. 32 países. s. XX. Europa, América y África.

 

 

Bibliografía.

-Carrillo Chataing, P. Gustavo Luis sds. (2001).-“Evangelización inculturada, Religiosidad Popular, Diálogo Interreligioso y Planificación Pastoral en los sectores Boquerón, Boqueroncito, Tamanaco y Tamanaquito del Barrio Isaías Medina Angarita, Catia, Caracas, Venezuela”. Caracas. Mimeo. Universidad Pontificia Salesiana de Roma (UPSR), ITER, Licenciatura en Teología Pastoral. Ejercitación para la obtención del Título de Licenciatura. Tutores: P. Dr. Carlos Bazarra OFM cap. y Dr. Enrique Alí González Ordosgoitti. Tres tomos.

-González Ordosgoitti, Enrique Alí (1992).-Calendario de Manifestaciones Culturales de Caracas. 2201 Fiestas Caraqueñas. Caracas. FUNDARTE. CISCUVE (ciscuve.org). Colección “Rescate”. Serie Caracas toma Caracas N. 8. pp.606

-González Ordosgoitti, Enrique Alí (1999).-“Los Sistemas de Fiestas en Venezuela. Hacia una Sociología del uso del Tiempo Extraordinario Festivo en las Sociedades Estado-Nación Contemporáneas, Tomo I”. Caracas. Mimeo. UCV, FACES, Doctorado en Ciencias Sociales. Tesis Doctoral. Tres tomos. Tutor Dr. Víctor Córdoba. Aprobada con Mención Honorífica.

-Pardo, Andrés (1998).-El Libro del Culto a la Virgen. Valencia, España. Editorial Alfredo Ortells, S.L. pp. 1405.

-Rodríguez González, P. David José cjm. (2000).-“La vivencia devota del Catolicismo Popular. Una Propuesta Pastoral desde el corazón del pueblo (Caso Barrio Santa Cruz del Este, Baruta, Estado Miranda, Venezuela)”. Caracas. Mimeo. Universidad Pontificia Salesiana de Roma (UPSR), ITER, Licenciatura en Teología Pastoral. Ejercitación para la obtención del Título de Licenciatura. Tutores: P. Dr. Carlos Bazarra OFM cap. y Dr. Enrique Alí González Ordosgoitti. Tres tomos.

-Sabino Reyes, P. José Antonio cjm. (2002).-“Propuesta Pastoral desde la vivencia y devoción popular (Caso: Barrio Las Minitas de Baruta, Estado Miranda, Venezuela)”. Caracas. Mimeo. Universidad Pontificia Salesiana de Roma (UPSR), ITER, Licenciatura en Teología Pastoral. Ejercitación para la obtención del Título de Licenciatura. Tutores: P. Dr. Carlos Bazarra OFM cap. y Dr. Enrique Alí González Ordosgoitti. Tres tomos.

 


[1] .-Enrique Alí González Ordosgoitti (1992).-Calendario de Manifestaciones Culturales de Caracas. 2201 Fiestas Caraqueñas. Caracas. FUNDARTE. CISCUVE. Colección “Rescate”. Serie Caracas toma Caracas N. 8. pp.606

[2] .-P. David J. Rodríguez G CJM.. (2000).-“La vivencia devota del Catolicismo Popular. Una Propuesta Pastoral desde el corazón del pueblo (Caso Barrio Santa Cruz del Este, Baruta, Estado Miranda, Venezuela)”. Caracas. Mimeo. Universidad Pontificia Salesiana de Roma (UPSR), ITER, Licenciatura en Teología Pastoral. Ejercitación para la obtención del título de Licenciatura. Tutores: P. Dr. Carlos Bazarra OFM cap. y Dr. Enrique Alí González Ordosgoitti. Tres tomos.

[3] .- P. Gustavo Luis Carrillo Chataing SDS (2001).-“Evangelización inculturada, Religiosidad Popular, Diálogo Interreligioso y Planificación Pastoral en los sectores Boquerón, Boqueroncito, Tamanaco y Tamanaquito del Barrio Isaías Medina Angarita, Catia, Caracas, Venezuela”. Caracas. Mimeo. Universidad Pontificia Salesiana de Roma (UPSR), ITER, Licenciatura en Teología Pastoral. Ejercitación para la obtención del título de Licenciatura. Tutores: P. Dr. Carlos Bazarra OFM cap. y Dr. Enrique Alí González Ordosgoitti. Tres tomos.

[4] .- P. José Antonio Sabino Reyes CJM. (2002).-“Propuesta Pastoral desde la vivencia y devoción popular (Caso: Barrio Las Minitas de Baruta, Estado Miranda, Venezuela)”. Caracas. Mimeo. Universidad Pontificia Salesiana de Roma (UPSR), ITER, Licenciatura en Teología Pastoral. Ejercitación para la obtención del título de Licenciatura. Tutores: P. Dr. Carlos Bazarra OFM cap. y Dr. Enrique Alí González Ordosgoitti. Tres tomos.

[5] .-Enrique Alí González Ordosgoitti (1999).-“Los Sistemas de Fiestas en Venezuela. Hacia una Sociología del uso del Tiempo Extraordinario Festivo en las Sociedades Estado-Nación Contemporáneas, Tomo I”. Caracas. Mimeo. UCV, FACES, Doctorado en Ciencias Sociales. Tesis Doctoral. Tutor Dr. Víctor Córdoba. Aprobada con Mención Honorífica.

[6] .-González Ordosgoitti, 1992.

[7] .-Esta afirmación habría que confrontarla con otro dato que arrojó el Censo en los tres Barrios, cual fue el de las instituciones y organizaciones religiosas presentes, pues puede darse el caso de que las religiones tengan presencia institucional pero no festiva en el Barrio. Pero no puedo confrontar esos datos pues excedería con creces los límites de esta Ponencia. Pero es algo a realizar en el futuro.

 

Descargar el Archivo en pdf.

2 Responses to Visión sociológica, fenomenológica y antropológica de la Virgen María. Ciclo Eortológico (Primera Parte).

  1. Este material me proporcionó datos valiosos para mi tesis.

    • Me alegra Silvia y te adelanto que en diciembre es posible que bauticen un libro colectivo sobre las Advocaciones de la Virgen María en Venezuela, en el cual yo escribí un Capítulo y que te será de mucha utilidad. Si lo hacen, te invitaré al Bautizo. Besos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>